Las Bayas, hotelería boutique en Esquel

| 1 Comentario

Durante el último viaje a Esquel conocí Las Bayas, un hotel cuyos atributos – servicio esmerado, gusto estético, detalles cuidados y habitaciones confortables- lo convierten en la alternativa hotelera más sofisticada de la ciudad.

Conozco a Las Bayas Hotel por el vínculo que hemos hecho a través de las redes sociales, pero tenía muchas ganas y expectativas por conocerlo personalmente. Durante mi último viaje por Esquel y Trevelin -conocí también el centro de esquí La Hoya y el emprendimiento de turismo rural Viñas Nant y Fall– puede alojarme en el hotel y experimentar el concepto boutique.

hotel-las-bayas-17

Las Bayas es la apuesta de capitales esquelenses por elevar el nivel de la hotelería local. Es un hotel pequeño, adaptado al entorno natural y cultural de la ciudad donde funciona desde 2010.

Tiene 10 habitaciones divididas en tres categorías: una Master Suite, tres Senior Suite y seis Junior Suite. Yo me alojé en una de éstas últimas. Son habitaciones amplias y tienen una cómoda y práctica distribución de los espacios.

En torno a la cama King Size (2,20 x 2 m), maravilloso epicentro de la habitación, se despliega un sistema habitable que consiste en un área de trabajo (con escritorio y biblioteca), living con mesa y dos sillones, y la cocina: mini heladera (gran variedad de bebidas), mesada con cocina eléctrica y alacenas (con vajilla y otros utensilios).

hotel-las-bayas-habitacion

Y el baño, con ducha potente y bañadera con hidromasaje y sales aromáticas entre los amenities (sugerido para luego de una jornada de esquí en La Hoya, por ejemplo).

las-bayas-hotel

No tuve necesidad de cocinar, pero sí trabajé online y, tanto en la habitación como en el resto de lás áreas del hotel, tuve siempre a disposición una señal de WiFi más que aceptable, constante, y funcional en todo el hotel, incluso en la galería exterior, un lugar ideal para disfrutar del último sol de la tarde recostado en los sillones, tal vez leyendo o tomando un té o compartiendo por el celular las fotos del día.

El suelo de toda la habitación está cubierto por una alfombra, excepto el piso del baño que es de baldosas y calefaccionado. Desde este lugar, y a través de una pequeña ventana, se ve la ciudad de Esquel trepando por la ladera de los cerros que la rodean. La habitación tiene, además, un placar amplio y una buena cantidad de enchufes bien distribuidos.

Boutique

Poner cuidado en los detalles es una de las bases del concepto boutique, y abarca desde el trato del personal hasta la calidad de las almohadas, desde la iluminación de las habitaciones hasta la calidad y procedencia de los productos que integran la carta.

Hago memoria unos segundos y me vienen a la cabeza cantidad de detalles de los que fui tomando notas: los carteles que anuncian el menú del día o el servicio de té, renovados cada día y escrito con tizas de colores; los arreglos florales de las mesas; las ambientaciones de los espacios comunes; el ahorro de energía;la música ambiental; los aromas; la máquina de café del lobby bar. Una y otra vez destaco el trato del personal.

Cuando más arriba, como uno de los atributos del hotel, mencionaba el servicio esmerado, me refería justamente al trato del personal del hotel que, en total, no supera las diez personas. El trato es formal, bien dispuesto, atento, discreto y respetuoso aunque no frío ni distante. La sensación que tuve fue la que siempre espero encontrar: tratar con un ser humano y no con un siervo o un robot.

Y no lo digo -aclaro- porque siempre hayan tenido el agua a punto para el mate ;)

las-bayas-hotel-boutique-esquel

Novedades

Un día compartimos un almuerzo con Laura Cano y Sabrina Hernández, Gerente Residente y Gerente Comercial de Las Bayas, respectivamente. Además de comprobar con gran deleite lo que nos habían dicho previamente sobre los platos -“son gourmet pero abundantes”- nos enteramos de algunas novedades.

Como ocurre cada temporada, Las Bayas acaba de cambiar el menú, esta vez con una carta orientada a la gastronomía criolla de la zona de Esquel, con sus productos y sabores, pero en el habitual concepto gourmet de su cocina. Truchas arco iris, liebres, capón, hongos de pino y frutas finas pasarán en los próximos meses por los platos de su restaurante patagónico.

El restaurante de Las Bayas está abierto todos los días del año y cualquiera puede acercarse a descubrir su propuesta gastronómica; además de almorzar y cenar, quien lo desee podrá también desayunar o disfrutar de un servicio de té galés.

También nos contaron, y comprobamos, que el hotel dispone de una bodega con vinos de selección propia, es decir, no están comprometidos con ninguna bodega o etiqueta en particular. Con el tiempo, Las Bayas ha ido adquiriendo una identidad propia en cuanto al gusto por esta bebida, y las botellas que integran la carta de vinos son elegidas de acuerdo a las experiencias personales de los responsables del hotel, son vinos que ellos mismos han probado en diversos lugares y los eligen para compartir con sus huéspedes.

Otro cosa que nos contaron Laura y Sabrina es que están trabajando para relanzar el sitio web del hotel. Apuntan a un nuevo diseño multiplataforma que priorizará al público que vive online, especialmente a los usuarios de smartphones, tablets y otros dispositivos móviles.

Por último, les dejo el dato que hizo que mis expectativas del hotel se vieran más que satisfechas: en la habitación, el huésped dispone de pava eléctrica y un mate. Un dato que apreciarán muchos viajeros uruguayos, chilenos y argentinos.

hotel-las-bayas-esquel

Las fotos fueron tomadas con el celular.

Más info sobre el hotel en la página web oficial de Las Bayas

Un Comentario

  1. Pingback: Cordillera patagónica: visita al sur de Argentina.

Deja un comentario

Campos requeridos marcados con *.